Sopas frías para combatir el calor

Creado: Jue, 26/08/2021 - 09:22
Autor:
Credito
Redacción Excelencias Gourmet
Categoría
sopa de maiz

Las sopas frías son un clásico del verano porque funcionan: te hidratan y te refrescan, y te alimentan incluso cuando el calor te quita el hambre. Son una forma fantástica y variada de consumir hortalizas de todas clases más allá de ensaladas, que puedes preparar en cierta cantidad para consumir a lo largo de varios días. Además, estas cremas veganas o vegetarianas, sin ningún producto de origen animal contribuyen a la salud del planeta. Todo son ventajas.

Si te encantan las recetas de cuchara frescas porque son sabrosas, saludables, nutritivas y sencillísimas de preparar, te recomendamos ampliar tu recetario con estas propuestas que disfrutarás.

Sopas frías para el verano

Sopa fría de maíz

Ingredientes

Para 4 personas

  • 3 mazorcas de maíz fresco (o ya cocidas)
  • 300 g de tomates amarillos
  • 1 pimiento amarillo pequeño
  • 1 cebolla pequeña
  • 1 pepino
  • 80 ml de aceite de oliva virgen
  • 3 cdas de vinagre de manzana (o al gusto)
  • Sal
  • Pimienta recién molida
  • Un poco de pepino, cebolla morada y perejil para adornar

Preparación

  • Quitar las hojas y las barbas a las mazorcas y lavarlas.
  • Para asarlas, envolverlas en papel de aluminio, mojarlas con un poco de aceite de oliva o mantequilla, y meterlas en el horno precalentado a 200 °C durante unos 25 minutos, hasta el punto que se desee.
  • Para cocinarlas al vapor, llevar a ebullición el agua de la vaporera y cocer las mazorcas 15-20 minutos o hasta el punto que se desee.
  • Para cocerlas en agua, llevar a ebullición agua abundante con sal en una cazuela, introducir las mazorcas y cocer por lo menos 10 minutos o hasta el punto que se desee.
  • Cuando las mazorcas estén frías al tacto, pasar un cuchillo de arriba abajo para cortar los granos de maíz y pasarlos a un bol.
  • Cortar los tomates, el pepino pelado y la cebolla, limpiar el pimiento y trocearlo. Añadirlo todo al bol del maíz.
  • Agregar el aceite de oliva virgen, el vinagre, la sal y la pimienta. Mezclar, tapar y dejar reposar 30 minutos.
  • Triturar las hortalizas a fondo hasta obtener una crema fina; añadir el agua que se considere necesario para afinar la consistencia. Comprobar la sazón y rectificar si hiciera falta. Refrigerar y servir la sopa de maíz bien fría, adornada con pepino y cebolla picados, y perejil.

Sopa fría de sandía y remolacha

Sopas Frías-Sandia-remolacha

Ingredientes

  • 750 g de sandía pelada y cortada
  • 1 remolacha mediana cocida o asada
  • 250 ml de zumo de naranja
  • 1 trozo de jengibre fresco rallado
  • Zumo de 1 limón
  • Agua fría al gusto (si hace falta)
  • Sal al gusto
  • Sandía adicional y perejil o menta para adornar

Preparación

  • Pelar la remolacha y cocerla o asarla en el horno a 180°, bien tapada, durante por lo menos 25 minutos, hasta que esté tierna. O utilizarla ya cocida.
  • Exprimir el zumo de naranja y de limón, y pelar el jengibre.
  • Cortar la sandía en cubos grandes y ponerla en un procesador de alimentos o una batidora de vaso potente. Agregar la remolacha fría en trozos, los zumos y el jengibre, y triturar a fondo hasta obtener un batido fino y homogéneo.
  • Salar ligeramente y probar la sazón; requiere muy poca sal. Agregar algo de agua, si hiciera falta, para hacer la sopa más fluida; esto depende de la jugosidad de la sandía, puede no ser necesario. En cualquier caso, la finura de la sopa es al gusto de cada cual.
  • Refrigerar en la nevera antes de consumirla y servir con trocitos de sandía como guarnición, espolvoreada de perejil o menta.

Sopa fría de cerezas y almendras

Ingredientes

Para 4 personas

  • 100 g de almendras crudas
  • 400 g de cerezas deshuesadas más 12 como guarnición
  • 50 g de miga de pan remojada en agua
  • 1/2 diente de ajo
  • 100 ml de aceite de oliva virgen extra
  • 50 ml de vinagre de Jerez
  • Sal
  • 1 litro de agua bien fría

Preparación

  • No es imprescindible pero sí recomendable poner las almendras en remojo el día anterior.
  • Triturar a fondo las almendras (con su agua si se han tenido en remojo), las cerezas, la miga de pan, el ajo y sal hasta que se forme una pasta homogénea.
  • Seguir triturando e incorporar poco a poco el aceite, el vinagre y agua hasta obtener una crema que no sea cemento, pero tampoco demasiado líquida. Enfriar.
  • Añadir un poco de agua fría si se ve muy densa, corregir de vinagre y sal, mezclar bien y servir con las cerezas restantes.

Sopa fría de zanahoria, coco y jengibre

Sopas frías-zanahoria-jengibre

Ingredientes

Para 4 personas

  • 500 g de zanahorias
  • 1 cebolleta
  • 1 diente de ajo
  • Un trozo de jengibre fresco del tamaño de un dedo pulgar (unos 5 g)
  • 100 ml de leche de coco
  • Medio limón (o al gusto)
  • Aceite de oliva
  • Sal
  • 1 litro de caldo de verduras o agua
  • Para decorar (opcional): jengibre en polvo, dados de coco fresco y un poco de yogur natural

Preparación

  • Picar la cebolleta entera, reservando un par de cucharadas soperas de la parte verde para decorar luego el plato. Pelar y cortar las zanahorias a rodajas. Pelar el ajo y picarlo; hacer lo mismo con el jengibre y reservar.
  • Calentar cuatro cucharadas soperas de aceite de oliva en una olla y pochar la cebolleta con un poco de sal a fuego medio hasta que esté transparente. Añadir la zanahoria, otra pizca de sal y cocinar durante 6-7 minutos a fuego alto para que quede ligeramente dorada. Remover un par de veces durante el proceso para que no se queme.
  • Añadir el ajo y el jengibre, y cocinar durante uno o dos minutos. Si se quiere un sabor más suave, añadirlos a trozos grandes después de la cebolleta: que quedarán más cocinados y su sabor se suavizará. Incorporar el caldo, tapar y dejar cocer unos 20 minutos a fuego lento, o hasta que la zanahoria esté blanda. Apagar el fuego y dejar enfriar.
  • Añadir la leche de coco y un chorrito de zumo de limón, y triturar hasta obtener una crema fina. Probar y ajustar de sal, jengibre o leche de coco. Guardar en la nevera en un recipiente limpio hasta el momento de consumir.
  • Servir tal cual o decorando con un poco de la parte verde de la cebolleta, jengibre en polvo, coco fresco laminado y yogur natural. O con cilantro, perejil, pipas de calabaza o sin nada más: también estará muy buena.

Sopa fría de pepino y aguacate

Ingredientes

Para 4 personas

  • 500 g de pepino
  • 250 g de aguacate (2 medianos)
  • 1 diente de ajo
  • 50 ml de aceite de oliva virgen extra
  • 1 cucharada de vinagre de Jerez
  • Media cucharadita de comino en polvo
  • Media cucharadita de sal
  • 2 cucharadas de hojas de cilantro o perejil
  • 350 ml de agua fría

Preparación

  • Pelar los pepinos y los aguacates y cortarlos en pedazos.
  • Triturar en un procesador de alimentos o con una batidora de brazo todos los ingredientes menos el agua.
  • Probar y rectificar, si es necesario, el punto de sal.
  • Agregar el agua fría de la nevera y volver a triturar. Dependiendo del espesor que se desee conseguir (crema espumosa o sopa líquida), añadir más agua.
  • Servir inmediatamente o guardar en la nevera hasta el momento de consumir.
  • Adornar los platos con sésamo tostado, semillas de lino, comino en grano o frutos secos y un chorrito de aceite de oliva.

Fuente: El Comidista

Añadir nuevo comentario

Esta pregunta es para comprobar si usted es un visitante humano y prevenir envíos de spam automatizado.

Credito
Redacción Excelencias Gourmet